¿Mala circulación? ¿Manos y pies fríos? Esto es lo que necesitas para resolverlo

Existen muchos factores responsables de la mala circulación sanguínea, los más comunes son: ateroesclerosis, diabetes, hipertensión, coágulos sanguíneos, tabaquismo, una mala actividad física y el abuso de medicamentos.

Los principales síntomas de la mala circulación aparecen gradualmente, no obstante hay una solución natural a este asunto de la salud que usted no debe descuidar.

Consumo de agua:

para mejorar su flujo sanguíneo necesita beber al menos 8 vasos de agua al día. Gracias a este consumo, los nutrientes y el oxígeno se llevarán eficientemente a los órganos y tejidos de tal modo que las células y los tejidos estarán bien hidratados.

Por otra parte, la digestión será aumentada con éxito tratando la pobre circulación de la sangre.

Pimienta de Cayena:

es una fuente rica de capsaicina, que realza los capilares y las arterias que apoyan la salud del corazón.

Asimismo, elimina la acumulación de la placa en los vasos y regula la circulación sanguínea.

Calma los síntomas que van acompañados de una pobre circulación de la sangre tales como dolor,
dolores de cabeza, manos y pies fríos.

Aceite de pescado:

el aceite de pescado es abundante con los ácidos grasos Omega-3 que eliminan con eficiencia las grasas acumuladas en arterias para tener una adecuada circulación de la sangre.

Gracias al consumo de aceite de pescado mejorará el colesterol bueno.

loading...

Ajo:

según varios investigadores, se reveló que el ajo mejora sustancialmente la salud del corazón,
reduce el riesgo de aterosclerosis y así como la presión sanguínea.

Además, impide la acumulación de placa en las arterias.

Jengibre:

si usted consume el jengibre regularmente, entonces usted prevendrá enfermedades cardiovasculares y la formación de coágulos de sangre en el cuerpo gracias al contenido de los poderosos compuestos activos gingerol y zingerona.

Estos dos compuestos calentarán el cuerpo y aumentarán el flujo sanguíneo.

Castaña de Indias:

contiene un potente compuesto activo que realza con éxito las paredes capilares, alivia la inflamación, trata las varices y el pobre flujo de sangre.

Aceites esenciales:

el jengibre, tomillo, romero, todos estos aceites tienen fuertes efectos termogénicos mejorando el flujo sanguíneo a la superficie de la piel gracias a los capilares en expansión. Asimismo, estos aceites pueden relajar los músculos tensos y aliviar el entumecimiento en las manos y los pies.

FUENTE

loading...